Archivo mensual: febrero 2016

ARTICULO MIRIAM LEIVA -OBAMA: NOS VEMOS EN LA HABANA

Barack Obama estará en Cuba los días 21 y 22 de marzo. Llegará a La Habana respaldado por el impacto positivo en el pueblo de sus medidas iniciadas en 2009, que han incrementado sostenidamente su gran popularidad en el pequeño archipiélago cubano, y para dialogar con amplios sectores de la sociedad. Arribará con su esposa, Michelle, que también recibirá una calurosa bienvenida. Su viaje no será recordado por el simbolismo de ser el primero de un presidente de Estados Unidos desde 1928 y sin llegar en un barco de guerra, sino por su afable y vigorosa personalidad, y los mensajes auspiciosos. Los cubanos ya hablan de acogerlo en un ambiente entusiasta y respetuoso, lejano a las vociferaciones y movilizaciones organizadas por el gobierno cubano para enmascarar a los cubanos el verdadero origen de sus penurias, para que no tuvieran conciencia de que estaban perdiendo su presente y el futuro de sus hijos, causado por el bloqueo interno.

En ocasión del primer aniversario del memorable anuncio sobre el cambio de política hacia Cuba, el 17 de diciembre de 2014, Obama mencionó la posibilidad del viaje en marzo, de manera que la ratificación era esperada con impaciencia por los cubanos, temerosos de que surgiera algún suceso dilatorio o aniquilador. El presidente no podría posponer el gran salto, pues está en curso la campaña para las elecciones de noviembre en Estados Unidos. En enero 2017 concluye su mandato, por lo que Obama utiliza este período para procurar consolidar la política proactiva pueblo a pueblo de manera que el sucesor demócrata progrese o un republicano encuentre dificultades para revertirla. De su parte están muchos legisladores de ambos partidos, agricultores, empresarios, intelectuales, artistas, académicos, científicos, deportistas norteamericanos y cubanoamericanos, y cuenta con el alto rating de aprobación de la población en las encuestas.

En Cuba se está en vísperas de uno de los acontecimientos más importante desde el triunfo de la llamada revolución en 1959. El VII Congreso del Partido Comunista (PCC) comenzará el 18 de abril, con la diferencia de que 57 años atrás los actuales dirigentes llegaron como rebeldes prometedores de un futuro mejor para todos los cubanos, con democracia y oportunidades, pero en esta ocasión arribarán como ancianos incumplidores de sus promesas, destructores del país en todos sus aspectos, que procuran comenzar a legar el poder a sus elegidos, con directivas estrictas. No obstante mantener el eslogan de socialismo irreversible, la falta de un líder destacado, capaz de aglutinar a la elite gobernante y alcanzar el respaldo de la población para resolver la inmensa cantidad de problemas existes, confiere gran importancia al período hasta la realización de la Asamblea Nacional del Poder Popular de febrero de 2018, cuando Raúl Castro ha dicho que dejará sus actuales cargos, asi como otros dirigentes históricos. Solo algún tiempo después de 2018 se conocerán los criterios de los nuevos dirigentes, que tendrían la oportunidad de modificar las directivas recibidas y abrir la participación ciudadana para bien de Cuba y los cubanos.

Obama comprendió que su presidencia coincidió con el período óptimo para la aproximación de Estados Unidos, y la emprendió con los cambios más efectivos: la asistencia al pueblo. Los mandatarios de otros países acogieron los esfuerzos de Raúl Castro por cambiar la imagen internacional del gobierno y recibir colaboración económica, para llegar a La Habana con el fin de posicionarse antes del arribo de la eficiente competencia norteamericana, relegando a la población y la sociedad civil independiente, Obama desde 2009 no solo desbarató los pretextos del gobierno para justificar los desaciertos, las imposiciones y la represión, sino que está demostrando que sus pasos no han tenido mayor repercusión porque las autoridades cubanas los frenan. No debe pensarse que llegará con promesas, rectas o imposiciones, sino con el aval de sus medidas para ser facilitadas adentro, y los valores y las oportunidades que disfrutan los laboriosos norteamericanos y los cubanos establecidos en Estados Unidos.

Obama no está legitimando al régimen, como dicen sus adversarios, sino que está abriendo posibilidades a los cubanos. Obama no hará el cambio, pero está aportando medios para ejercer el cambio, que en primer lugar radican en las mentes, la autoestima y el conocimiento. Todos los cubanos tenemos que hacer el cambio, y sobre todo tenemos que velar por no equivocarnos.

La Habana, 22 de febrero de 2016

Miriam Leiva

Periodista Independiente

Publicado en www.cubanet.org,

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

MICHELLE OBAMA WELCOME TO CUBA

Deja un comentario

22 febrero, 2016 · 8:12 PM

OBAMA MENSAJE DEL SABADO 20 DE MARZO, DEDICADO A SU VIAJE A CUBA

Buenos días a todo el mundo. Esta semana es oficial. Voy a Cuba.

Cuando Michelle y yo vayamos a La Habana el mes que viene, será la primera visita de un presidente estadounidense a Cuba en 90 años. Es una ampliación de la decisión que hice hace más de un año de comenzar un nuevo capítulo de nuestra relación con el pueblo cubano.

Creo que es la mejor manera de avanzar los intereses y los valores de los Estados Unidos, y que la mejor manera de ayudar al pueblo cubano a mejorar sus vidas es a través de “engagement”, normalizando las relaciones entre nuestros gobiernos y aumentando los contactos entre los dos pueblos. Siempre he dicho que el cambio no le llegará a Cuba de un día para otro. Pero mientras que Cuba se abre, eso creará más oportunidades y recursos para los cubanos de a pié. Y estamos viendo algún progreso.

Hoy, la bandera estadounidense vuela sobre nuestra embajada en La Habana, y nuestros diplomáticos están ahora interactuando más ampliamente con el pueblo cubano. Más estadounidenses visitan a Cuba que en cualquier momento durante los últimos 50 años: familias cubano’estadounidenses, estudiantes estadounidenses, maestras, voluntarios humanitarios, comunidades religiosas—todos estableciendo nuevos lazos y amistades que acercan a nuestros países. Y cuando resuman los vuelos y ferries directos, nuestros ciudadanos tendrán la oportunidad de viajar y trabajar juntos y conocernos.

Epresas estadounidenses comienzan a comerciar con Cuba, ayudarla a desarrollar empresas privadas, y dándoles a los empresarios cubanos nuevas oportunidades. Con los nuevos hotspots (puntos de acceso) de Wi-Fi, más cubanos están en línea para obtener información del mundo. En ambos países hay apoyo abrumador para esta nueva relación. Y en Cuba, por la primera vez en medio siglo, hay esperanza para un diferente futuro, especialmente para los jóvenes cubanos que tienen tanto talento y potencial extraordinario esperando para ser liberado.

Mi visita será una oportunidad para seguir avanzando. Me reuniré con el Presidente Castro para conversar sobre como seguir normalizando las relaciones, incluyendo facilitando el comercio y haciendo más fácil para que los cubanos tengan acceso al internet y monten sus propias empresas. Como hice cuando me reuní con el Presidente Castro el año pasado, le hablaré francamente sobre nuestras serias diferencias con el gobierno cubano, incluyendo sobre la democracia y los derechos humanos. Reafirmaré que los Estados Unidos continuará defendiendo los valores universales como la libertad de expresión, asamblea y religión.

Tendré reuniones con miembros de la sociedad civil cubana: hombres y mujeres valientes quienes le dan voz a las aspiraciones del pueblo cubano. Me reuniré con empresarios cubanos para aprender como los podemos ayudar a montar nuevas empresas. Y hablaré directamente con el pueblo cubano sobre los valores que compartimos y como podemos ser socios mientras que trabajamos para el futuro que quieren.

Aún estamos en los primeros días de nuestra nueva relación con el pueblo cubano. Es una transformación que tomará tiempo. Pero estoy enfocado en el futuro, y confío que mi visita avanzará las metas que nos guian: promover los intereses y valores estadounidenses y un mejor futuro para el pueblo cubano, un futuro de más libertad y más oportunidad.

Gracias a todos, y al pueblo cubano. Nos vemos en La Habana

(tomado de cubadebate)

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

OBAMA: NOS VEMOS EN LA HABANA 2-20-16

Remarks of President Barack Obama as Delivered
Weekly Address
The White House
February 20, 2016

Hi, everybody. This week, we made it official—I’m going to Cuba.

When Michelle and I go to Havana next month, it will be the first visit of a U.S. president to Cuba in nearly 90 years. And it builds on the decision I made more than a year ago to begin a new chapter in our relationship with the people of Cuba.

You see, I believe that the best way to advance American interests and values, and the best way to help the Cuban people improve their lives, is through engagement—by normalizing relations between our governments and increasing the contacts between our peoples. I’ve always said that change won’t come to Cuba overnight. But as Cuba opens up, it will mean more opportunity and resources for ordinary Cubans. And we’re starting to see some progress.

Today, the American flag flies over our embassy in Havana, and our diplomats are interacting more broadly with the Cuban people. More Americans are visiting Cuba than at any time in the last 50 years—Cuban-American families; American students, teachers, humanitarian volunteers, faith communities—all forging new ties and friendships that are bringing our countries closer. And when direct flights and ferries resume, even more of our citizens will have the chance to travel and work together and know each other.

American companies are starting to do business in Cuba, helping to nurture private enterprise and giving Cuban entrepreneurs new opportunities. With new Wi-Fi hotspots, more Cubans are starting to go online and get information from the outside world. In both our countries, there’s overwhelming support for this new relationship. And in Cuba today, for the first time in a half century, there is hope for a different future, especially among Cuba’s young people who have such extraordinary talent and potential just waiting to be unleashed.

My visit will be an opportunity to keep moving forward. I’ll meet with President Castro to discuss how we can continue normalizing relations, including making it easier to trade and easier for Cubans to access the Internet and start their own businesses. As I did when I met President Castro last year, I’ll speak candidly about our serious differences with the Cuban government, including on democracy and human rights. I’ll reaffirm that the United States will continue to stand up for universal values like freedom of speech and assembly and religion.

I’ll meet with members of Cuba’s civil society—courageous men and women who give voice to the aspirations of the Cuban people. I’ll meet with Cuban entrepreneurs to learn how we can help them start new ventures. And I’ll speak directly to the Cuban people about the values we share and how I believe we can be partners as they work for the future they want.

We’re still in the early days of our new relationship with the Cuban people. This transformation will take time. But I’m focused on the future, and I’m confident that my visit will advance the goals that guide us—promoting American interests and values and a better future for the Cuban people, a future of more freedom and more opportunity.

Thanks everybody. And to the people of Cuba—nos vemos en La Habana.

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

MICHELLE OBAMA, I AM VERY HAPPY SHE IS COMING WITH THE PRESIDENT TO CUBA

Cuban people, in particular Cuban women, will give President Obama and Michelle a very warm welcome March 21 and 23.

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

OBAMA VISITARA CUBA 21 MARZO. !GRAN NOTICIA!

Apreciamos los esfuerzos del Presidente Obama por contribuir al bienestar espirual y material de los cubanos en la Isla; acercar a nuestras familias y amigos donde quiera que nos encontremos, unir a los pueblos de Cuba y Estados Unidos, y quitar al gobierno cubano los pretextos para coartar la libre expresion, reunion, asociacion, y justificar la represion.

El pueblo cubano esta muy contento con la noticia, y seguramente lo recibira con verdadero entusiasmo.

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

A DOS MESES DEL VII CONGRESO DEL PCC

El VII Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC) se efectuará el 16 de abril, apenas faltan dos meses, sin que los Lineamientos para la Actualización del Modelo Económico y Social, decisión principal del VI Congreso, hayan revertido la crisis existente en todos los sectores y logrado el crecimiento estable. No obstante, el evento aprobará la Conceptualización del Modelo Económico y Social Cubano de Desarrollo Socialista hasta 2030, porque “vamos dejando atrás la visión del corto plazo, condicionada por urgencias e imprevistos; ya estamos en condiciones de proyectar, sobre bases sólidas y confianza en el futuro”, según expresó Raúl Castro en la Asamblea Nacional, el 21 de diciembre de 2013. El proyecto de documento no se ha publicado, a pesar de que el presidente prometió consultar de manera directa con la población las decisiones vitales para el desarrollo de la sociedad, como se hizo para la aprobación del nuevo Código del Trabajo y los Lineamientos, durante su discurso en el acto por el 55 aniversario de la revolución, en Santiago de Cuba, el 1 de enero de 2014. Además, se presentará el informe sobre el cumplimiento de los Objetivos aprobados por la Primera Conferencia Nacional del Partido en enero de 2012. La atención internacional se centra en las medidas que propicien la inversión extranjera, asi como los movimientos de los principales dirigentes de la institución rectora de la vida nacional y que podrían ocupar las principales posiciones en los Consejos de Estado y de Ministros en febrero de 2018, cuando el General no se reelija, como ha ratificado.

De los 313 Lineamientos, el 21% fueron ejecutados y el 77 % están en proceso, según expresó el vicepresidente Marino Murillo, en el Pleno del Comité Central del Partido Comunista (PCC), el 26 de diciembre de 2015, reportado por los medios. Sin embargo no se especificaron los asuntos, las causas y las posibilidades de cumplimientos. Más bien parece una edulcoración a la población disgustada por el recrudecimiento de las carencias, los altos precios y el retorno de medidas coercitivas como la persecución de los intermediarios y la prohibición de los carretilleros con venta de frutas y vegetales. A partir de 2011 se promulgaron leyes y decretos dirigidos a ejecutar las tareas contempladas en la Actualización del Modelo, que continuaron caracterizándose por el férreo control estatal, la falta de complementariedad, la atadura a las fuerzas productivas y a la libre creatividad del trabajador. Las modificaciones a la Constitución no se han realizado, como el Artículo 14: “…Rige el sistema de economía basada en la propiedad socialista de todo el pueblo sobre los medios fundamentales de producción y la supresión de la explotación del hombre por el hombre. También rige el principio de distribución socialista “de cada cual según su capacidad, a cada cual según su trabajo…”. Al respecto, el presidente reconoció que el actual sistema salarial no se corresponde con ese principio y que el salario no satisface todas las necesidades del trabajador y su familia, lo que genera desmotivación y apatía hacia el trabajo, influye negativamente en la disciplina e incentiva el éxodo de personal calificado hacia actividades mejor remuneradas con independencia del nivel profesional requerido, al clausurar el XX Congreso de la Central de Trabajadores de Cuba, el 22 de febrero de 2014. Igualmente requiere modificación el Artículo 21 sobre la propiedad personal y la imposibilidad de explotación del trabajo ajeno, debido al surgimiento del trabajo por cuenta propia, las cooperativas no agropecuarias y los usufructuarios de tierras. Quedan pendientes importantes medidas como la unificación monetaria que requieren comentario posterior.

Persisten el voluntarismo, la burocracia, la falta de conocimiento, la inexistencia de un mercado de venta al por mayor, los altos precios de los insumos para los productores que tienen que vender al Estado a bajos precios, muchas veces con demora del pago, el incumpliendo de los contratos y del pago por rendimiento, y la corrupción. Continúa achacándose a causas externas –bloqueo norteamericano- la baja producción industrial, obviando que se ha carecido de financiamiento o apropiada contratación, y a los problemas climáticos el descenso de la producción agrícola, ganadera y azucarera, ya sea por sequía o demasiada lluvia, sin reconocer el proceso de descapitalización, la eliminación de centrales, el deterioro progresivo de las tierras, la caña, los caminos, los sistemas de riego y el transporte, el marabú, la falta de instrumentos de trabajo, la desmotivación de los trabajadores, el éxodo del personal calificado, e inadecuados manejo de los animales y preparación de la alimentación.

La inviabilidad de los Lineamientos ha sido argumentada por expertos desde que se presentó el proyecto. Oscar Espinosa Chepe en su libro “Cambios en Cuba: Pocos, Limitados y Tardíos”, reunió sus comentarios y propuestas acerca del documento, publicado en su blog www.reconciliacioncubana.com, en febrero de 2011 “…Los lineamientos definen que primará la planificación y no el mercado, o sea continuará la burocratización de la sociedad, bajo rígidas normas centralizadoras, que imposibilitan la flexibilidad requerida para la actividad económica y la vida en general de la nación…En la experiencia cubana se ha demostrado que la actividad privada tiene un carácter más social que la estatal. Esta última se ha caracterizado por la ineficiencia, la improductividad, el descontrol y la corrupción…El Estado en estos momentos quiere reducir la actividad individual a iniciativas de arbolitos bonsái, mediante tradicionales prohibiciones y cortapisas, altos impuestos y la carencia de mercados mayoristas. Un mecanismo configurado para mantener el estrecho control del Estado-Partido sobre la sociedad, temeroso de que el fortalecimiento y desarrollo de la actividad privada pueda convertirse en un peligro político para el grupo en el poder… No se trata de interpretar los problemas y señalar los riesgos que amenazan la nación, sino de la necesidad de ejecutar políticas radicales e innovadoras, que no pueden ser una actualización de un sistema inoperante, el núcleo generador de la crisis”. Actualmente diría que lamentablemente tuvo razón.

La Habana, 15 de febrero de 2016

Miriam Leiva

Periodista Independiente

version publicada en www.cubanet.org,

Deja un comentario

Archivado bajo Economia