LA PORTENTOSA ZAFRA AZUCARERA 2014-2015

La zafra azucarera 2014-2015 superó el 12 de abril la producción de toda la anterior (1,6 millón de toneladas de azúcar), con 57 días de antelación para alcanzar la mayor producción de los últimos 11 años, informó el Grupo Azucarero AZCUBA, sustituto del Ministerio del Azúcar, el 15 de abril.

Sin embargo afirma que “aunque se crece en la producción de azúcar en más del 22% en relación con igual período de la zafra anterior, el plan de azúcar para esta fecha es ligeramente superior al 90% y existe atraso que debe iniciar su recuperación” en la segunda mitad de abril. “El incumplimiento del plan hasta la fecha y el atraso está dado por afectaciones en la industria y la cosecha (corte y tiro) de la caña que han estado por encima de lo planificado. Ello ha provocado que se muela al 66% y no al 70% como se preveía, aunque se muela por encima de 2014. La producción de azúcar de esta zafra alcanza el 84% de la producción planificada”.

Una producción cercana a 2 millones de toneladas de azúcar, cantidad similar a la alcanzada en 1912, se aspira a lograr. Están moliendo 50 centrales, 9 de ellos ya cumplieron sus planes y se mantienen trabajando. Otros 20 ingenios sobrepasan el 80%. Sin aportar cifras se anunció que presentan parámetros superiores el aprovechamiento de la capacidad industrial instalada, el rendimiento industrial, el recobrado, la producción de azúcar, la eficiencia en sentido general y los costos, asi como aumenta la producción de alcohol, el alimento animal, y la entrega de energía eléctrica. Las empresas azucareras de Artemisa, Mayabeque, Matanzas y Granma tendrán que hacer mayores esfuerzos, y en particular los centrales 10 de Noviembre y Harlem (Artemisa), Héctor Molina (Mayabeque), México y Mario Muñoz (Matanzas), José María Pérez (Villa Clara) Batalla de las Guásimas y Argentina (Camagüey), Amancio Rodríguez (Las Tunas), López Peña (Holguín), Grito de Yara y Bartolomé Masó (Granma) y Dos Ríos (Santiago de Cuba), según AZCUBA.

Después de varios años de reorganización, inversiones, nuevas fórmulas de pago salariales en la agricultura y la industria, parece que comienza la recuperación de la desmantelada industria forjadora de la nacionalidad cubana, que de producciones de 8 millones de toneladas de azúcar cayó a 1,1 millón en la zafra 2009-2010, tanto como en 1904. La destrucción material y humana de la otrora mayor productora y exportadora mundial ha demandado y demandará grandes inversiones. No se trata solamente del proceso de descapitalización durante años, sino de la recuperación de centrales que quedaron de los 156 existentes, cuando en 2002 Fidel Castro determinó el desmontaje, cuyas piezas fueron donadas o vendidas a Nicaragua y otros países, donde funcionan bien, se destruyeron como chatarra o se dispersaron por la campiña cubana.

Al unísono se perdieron los campos, caminos, riego y transporte de caña, (incluido el ferrocarril que 1837 convirtió a Cuba en unos de los primeros países en poseerlo, precisamente para impulsar la industria azucarera). El personal calificado por la tradición secular se dispersó o abandonó el país. Los pueblos nacidos del batey languidecieron con la resultante pobreza. Reparaciones capitales se han realizado en los llamados colosos Uruguay (Jatibonico), Venezuela ((Stuart) y Brasil (Jaronú ). Uruguay que llegó a producir 235 mil toneladas de azúcar “nunca remontará sus producciones históricas, aunque ahora tenga más caña para moler”, afirmó un artículo del semanario Trabajadores el 30 de marzo. El plan para esta zafra es de 85 489 toneladas, que ya cumplió, y la máxima aspiración es llegar a 150 000 toneladas.

La mecanización retoma importancia, mediante la producción nacional y la importación de equipos. Donde está trabajando la moderna maquinaria brasileña se están logrando buenos resultados. Entre el 8 y el 10 de abril se realizó un encuentro entre AZCUBA y las empresas APLA y APEX brasileñas, en La Habana, con el objetivo de concretar su participación en la industria azucarera. Desde hace varios años Odebrecht administra el central 5 de septiembre en Cienfuegos, construido después de 1959. Sin embargo, ha afrontado problemas por insuficiencia de caña, según un artículo de Trabajadores del 16 de marzo. Asimismo, el gobierno cubano promueve vastas inversiones extranjeras.

Continúan las dificultades en la cosecha y el suministro de caña, rotura de las máquinas de corte carentes de piezas de repuesto, insuficiente transporte, personal sin experiencia e imposibilidad de repartir las utilidades para estimular a los trabajadores en las empresas cumplidoras del plan por su dependencia de los resultados de la empresa provincial, y otras. No obstante, AZCUBA aseveró que es posible cumplir el plan de la zafra 2014-2015, si todos los centrales y los colectivos de la cosecha hacen el máximo esfuerzo.

La Habana 20 de abril de 2015

Miriam Leiva

Periodista Independiente

Publicado en www.cubanet.org,

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

LLEGO A CUBA EL CARDENAL BENIAMINO STELLA

Hoy (22 abril) llego a Cuba el Cardenal Beniamino Stella, Prefecto de la Congregación del Clero, que permanecerá hasta el 28 de abril. El Purpurado fue Nuncio en Cuba de 1993 a 1999 y ayudó a organizar la visita de San Juan Pablo II en 1998, la primera vez que un Papa llegó a la isla, que en marzo de 2012 recibió al ahora Papa Emérito Benedicto XVI. (Informacion de Aciprensa)

Domingo 26 a las 10;30 ofrecera una misa en la Catedral de La Habana.

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

VATICANO CONFIRMO QUE PAPA FRANCISCO VISITARA CUBA EN SEPTIEMBRE

El director de la Sala de Prensa de la Santa Sede, P. Federico Lombardi, confirmó este mediodía en Roma (hora local) que el Papa Francisco visitará Cuba el próximo mes de septiembre antes de su viaje a Estados Unidos.

El P. Lombardi ha señalado en una declaración que “puedo confirmar que el Santo Padre Francisco, habiendo recibido y aceptado la invitación por parte de las autoridades civiles y de los obispos de Cuba, ha decidido efectuar una etapa en dicha isla antes de llegar a Estados Unidos con motivo del viaje anunciado hace tiempo”.

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

Visita del Cardenal Beniamino Stella a Cuba

Visita del Cardenal Beniamino Stella, Prefecto de la Congregación del Clero, del 22 al 28 de abril a Cuba. El Purpurado fue Nuncio en Cuba de 1993 a 1999 y ayudó a organizar la visita de San Juan Pablo II en 1998, la primera vez que un Papa llegó a la isla, que en marzo de 2012 recibió al ahora Papa EméritoBenedicto XVI.

La visita del Cardenal Stella se da luego que el pasado 17 de diciembre, Cuba y Estados Unidos anunciaran el reinicio de las relaciones diplomáticas y reconocieron la contribución fundamental que la Santa Sede ha tenido en este proceso.

El Papa Francisco viajará a Estados Unidos el próximo mes de septiembre para participar del Encuentro Mundial de las Familias que se celebrará del 22 al 25 de ese mes en Filadelfia. El Papa asistirá los días 26 y 27.

El posible viaje a Cuba se realizaría en el marco de la participación del Santo Padre en este importante evento.

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

Papa Francisco podría viajar a Cuba tras visita a Estados Unidos

Vaticano 17 de abril de 2015

El director de la Sala de Prensa de la Santa Sede, P. Federico Lombardi, indica en la declaración enviada a los medios de comunicación que “el Santo Padre ha tomado en consideración la idea de incluir una etapa en Cuba con ocasión del próximo viaje a los Estados Unidos”.

Sin embargo, precisa el texto, “los contactos con las autoridades del país se encuentran todavía en una fase demasiado inicial para que hoy se pueda hablar de esta etapa como una decisión ya tomada y de un proyecto operativo”.

Seria en septiembre de 2015

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

OBAMA AVANZA EN CUBA SIN SANCIONES NI TROPAS

El presidente Obama comunicó al Congreso el 14 de abril la “intención de remover” a Cuba de la Lista de Países Patrocinadores del Terrorismo, luego de haber recibido el informe correspondiente del Departamento de Estado y el asesoramiento pertinente. Aunque posee las prerrogativas, debe informar previamente a la máxima instancia legislativa, que cuenta con 45 días para emitir su opinión; en caso de oponerse, puede emitir una Orden Ejecutiva, respaldado además por amplios sectores de la sociedad norteamericana.

El presidente argumentó su decisión en que “el gobierno de Cuba no ha proporcionado soporte al terrorismo internacional en los últimos 6 meses… El gobierno de Cuba ha ofrecido garantías de que no apoyará actos de terrorismo internacional en el futuro”. Por su parte, el Secretario de Estado John Kerry afirmó en una nota que “ha llegado el momento de remover la designación de Cuba como Estado promotor del terrorismo. Las circunstancias han cambiado desde 1982, cuando Cuba fue originalmente designada como un Estado promotor del terrorismo… Nuestro continente y el mundo se ven muy diferentes hoy de como se veían hace 33 annos”. La presencia en la Lista implica la restricción de todo tipo de asistencia de EE U-incluso a través de organismos internacionales-, comercio de armas, y acceso a los mercados financieros internacionales. Por tanto, al unísono se resolverá el acceso de la representación diplomática cubana a sistema bancario norteamericano para su desenvolvimiento, lo cual obstruccionaba desde hacía más de un año la gestión del consulado y por consiguiente complicaba los tramites de visas y otros. El gobierno cubano había expresado que esto no era una precondición para el establecimiento de relaciones diplomáticas y la apertura de las embajadas, pero era evidente que incidía en su realización.

Obama fue meticuloso con el timing. Informó la esperada decisión dos días después de regresar de la VII Cumbre de las Américas, en Panamá, donde había gran expectativa porque confluirían varios acontecimientos históricos: la presencia por primera vez en la cimera reunión continental de Cuba; el encuentro del presidente norteamericano con el presidente cubano, que no se realizaba desde 1956; y el relanzamiento de la política de Estados Unidos hacia América Latina y el Caribe. El éxito de esos acontecimientos cuidadosamente trabajados por el mandatario y su diplomacia, estaba amenazado de perder lustre por el embrollo con Venezuela, ocasionado por la redacción de la Orden Presidencial del 9 de marzo. No menos importante era la conversación cara a cara con Raúl Castro para definir asuntos cruciales de las negociaciones y percibir las posibilidades del curso futuro, cuestiones mucho más relevantes que las fotos y lo declarado a la prensa. Hasta entonces había recibido las apreciaciones de sus eficientes asesores y tres conversaciones telefónicas con el gobernante cubano. Crucial para argumentar su decisión de retirar a Cuba de la famosa Lista fue la garantía del general-presidente de que no apoyaba ni apoyaría el terrorismo internacional, que además ratificó en su discurso en la Cumbre. No menos importante serían las condiciones de trabajo del personal diplomático en La Habana, el acceso de la población a la misión y la reiteración del apoyo del gobierno de Estados Unidos a la sociedad civil independiente cubana.

Las ilusiones levantadas en Cuba son inmensas, como también lo son la ansiedad y el desconocimiento de las oportunidades por la falta de información de las medidas del presidente Obama del 17 de diciembre de 2014. Los medios nacionales y lo poco que llega desde Estados Unidos se concentran en las negociaciones para el restablecimiento de las relaciones diplomáticas, la apertura de las embajadas y las presentaciones de Raúl Castro, lo que desvía la atención de las medidas que podrán tener impacto en la población, y cuyo efecto dependerá de que las autoridades cubanas no pongan frenos y prohibiciones. Un chofer de un almendrón (viejo auto norteamericano) me preguntó en el atestado taxi que implicaciones tendría el proceso para el pueblo, porque estaba contento, pero no podía descifrar la incidencia de las reuniones y discursos en la difícil vida cotidiana. Todos escucharon atentos la explicación con ejemplos prácticos, el joven me despidió deseando que los cubanos pudieran conocer esos detalles.

Las autoridades aferradas al poder y las fuerzas negadas al cambio en ambos lados del Estrecho de la Florida dificultarán el camino. Que Obama y Francisco sean las personalidades más apreciadas en Cuba, demuestra el fracaso de la ideologización y las prohibiciones. En estos años únicos y definitorios hay que interactuar y contribuir a ampliar los horizontes.

La Habana, 15 de abril de 2015

Miriam Leiva

Periodista Independiente

Deja un comentario

Archivado bajo Economia

OBAMA AVANZA EN CUBA SIN SANCIONES NI TROPAS

El presidente Obama comunicó al Congreso el 14 de abril la “intención de remover” a Cuba de la Lista de Países Patrocinadores del Terrorismo, luego de haber recibido el informe correspondiente del Departamento de Estado y el asesoramiento pertinente. Aunque posee las prerrogativas, debe informar previamente a la máxima instancia legislativa, que cuenta con 45 días para emitir su opinión; en caso de oponerse, puede emitir una Orden Ejecutiva, respaldado además por amplios sectores de la sociedad norteamericana.

El presidente argumentó su decisión en que “el gobierno de Cuba no ha proporcionado soporte al terrorismo internacional en los últimos 6 meses… El gobierno de Cuba ha ofrecido garantías de que no apoyará actos de terrorismo internacional en el futuro”. Por su parte, el Secretario de Estado John Kerry afirmó en una nota que “ha llegado el momento de remover la designación de Cuba como Estado promotor del terrorismo. Las circunstancias han cambiado desde 1982, cuando Cuba fue originalmente designada como un Estado promotor del terrorismo… Nuestro continente y el mundo se ven muy diferentes hoy de como se veían hace 33 annos”. La presencia en la Lista implica la restricción de todo tipo de asistencia de EE U-incluso a través de organismos internacionales-, comercio de armas, y acceso a los mercados financieros internacionales. Por tanto, al unísono se resolverá el acceso de la representación diplomática cubana a sistema bancario norteamericano para su desenvolvimiento, lo cual obstruccionaba desde hacía más de un año la gestión del consulado y por consiguiente complicaba los tramites de visas y otros. El gobierno cubano había expresado que esto no era una precondición para el establecimiento de relaciones diplomáticas y la apertura de las embajadas, pero era evidente que incidía en su realización.

Obama fue meticuloso con el timing. Informó la esperada decisión dos días después de regresar de la VII Cumbre de las Américas, en Panamá, donde había gran expectativa porque confluirían varios acontecimientos históricos: la presencia por primera vez en la cimera reunión continental de Cuba; el encuentro del presidente norteamericano con el presidente cubano, que no se realizaba desde 1956; y el relanzamiento de la política de Estados Unidos hacia América Latina y el Caribe. El éxito de esos acontecimientos cuidadosamente trabajados por el mandatario y su diplomacia, estaba amenazado de perder lustre por el embrollo con Venezuela, ocasionado por la redacción de la Orden Presidencial del 9 de marzo. No menos importante era la conversación cara a cara con Raúl Castro para definir asuntos cruciales de las negociaciones y percibir las posibilidades del curso futuro, cuestiones mucho más relevantes que las fotos y lo declarado a la prensa. Hasta entonces había recibido las apreciaciones de sus eficientes asesores y tres conversaciones telefónicas con el gobernante cubano. Crucial para argumentar su decisión de retirar a Cuba de la famosa Lista fue la garantía del general-presidente de que no apoyaba ni apoyaría el terrorismo internacional, que además ratificó en su discurso en la Cumbre. No menos importante serían las condiciones de trabajo del personal diplomático en La Habana, el acceso de la población a la misión y la reiteración del apoyo del gobierno de Estados Unidos a la sociedad civil independiente cubana.

Las ilusiones levantadas en Cuba son inmensas, como también lo son la ansiedad y el desconocimiento de las oportunidades por la falta de información de las medidas del presidente Obama del 17 de diciembre de 2014. Los medios nacionales y lo poco que llega desde Estados Unidos se concentran en las negociaciones para el restablecimiento de las relaciones diplomáticas, la apertura de las embajadas y las presentaciones de Raúl Castro, lo que desvía la atención de las medidas que podrán tener impacto en la población, y cuyo efecto dependerá de que las autoridades cubanas no pongan frenos y prohibiciones. Un chofer de un almendrón (viejo auto norteamericano) me preguntó en el atestado taxi que implicaciones tendría el proceso para el pueblo, porque estaba contento, pero no podía descifrar la incidencia de las reuniones y discursos en la difícil vida cotidiana. Todos escucharon atentos la explicación con ejemplos prácticos, el joven me despidió deseando que los cubanos pudieran conocer esos detalles.

Las autoridades aferradas al poder y las fuerzas negadas al cambio en ambos lados del Estrecho de la Florida dificultarán el camino. Que Obama y Francisco sean las personalidades más apreciadas en Cuba, demuestra el fracaso de la ideologización y las prohibiciones. En estos años únicos y definitorios hay que interactuar y contribuir a ampliar los horizontes.

La Habana, 15 de abril de 2015

Miriam Leiva

Periodista Independiente

Deja un comentario

Archivado bajo Economia